Este miércoles, tras la reunión de Claudio Tapia con dirigentes de la B Nacional, Primera B, C y D, se decidió realizar dos modificaciones en el ascenso. A partir de la próxima temporada ya no habrá más promedios y tampoco se disputarán torneos largos, así lo determinó el Comité Ejecutivo de la AFA.

Los equipos que culminen en los puestos bajos de la tabla general perderán la categoría. Además, se retornará a los viejos campeonatos cortos con el objetivo de achicar la diferencia entre los clubes más pudientes y los de menos nivel.

Cabe recordar que, en el receso de fin de año, varias categorías ya habían sufrido cambios de este estilo. Del mismo modo se especula que Superliga podría acompañar estas medidas en la Primera División. Aunque, por el momento, no hay nada concreto y se seguirá debatiendo en los próximos meses durante las reuniones del Comité Ejecutivo.