Luego de dirigir seis partidos en veinte días, Paulo Ferrari fue destituido como entrenador de Rosario Central. Horas más tardes, se dio a conocer al nuevo director técnico del Canalla. Se trata de Diego Cocca, quien hoy dirigió su primer entrenamiento y luego dio una conferencia de prensa.

“Hay muchas cosas por trabajar y no es un dato menor lo que dicen los directivos sobre el tema de que ya hubo interés por parte del club y mía de venir en algún momento”, fueron las primeras declaraciones de Cocca. Además, se refirió a la dirigencia del club: “Que estén interesados en mi persona, mi trabajo y mi forma de conducir, es importantísimo para que uno quiera venir a este club tan importante y con tanta historia”, señaló.

Con respecto al equipo, declaró: “Estamos muy contentos yo y mi cuerpo técnico de estar en esta institución. Hay un buen plantel y lógicamente hay muchas cosas que trabajar y ordenar pero no tengo dudas de que lo vamos a hacer y los resultados se van a ver porque así me lo ha demostrado el fútbol. La primera impresión fue buenísima. Desde el predio que no le falta nada y está muy bueno hasta la gente que trabaja”, indicó.

Por otra parte, Cocca resaltó: “Nos encontramos con gente con ganas de trabajar y aportar. Tienen una identidad y amor por el club increíble que se vive solo en la ciudad. Vamos a tratar de aprovechar y de disfrutar de todo esto. También vamos a necesitar del apoyo de la gente que se siente. Necesitamos estar todos en la misma sintonía, cuerpo técnico, dirigentes, jugadores y la gente, para poder salir de esta situación y poner a Rosario Central a donde tiene que estar”, confesó.

Sobre su presente como entrenador, contó: “No lo sé. Siento el fútbol de manera especial y siempre dejo espacio para ver qué siento. Hoy sentía que el club era Central. Por historia, por juego, por equipo, por jugadores, por querer revertir esto y poner a Central en el lugar donde tiene que estar. Estos desafíos me gustan, me movilizaron y por eso acá estoy”, aclaró.

Por último, puntualizó: “Cuando Central sale a la cancha tiene que ser para ganar, sea quien sea el rival. Hay que dosificar las cargas y ser inteligentes para no lastimar jugadores porque tenemos después partidos seguidos. Vamos a aprovechar estos 10 días para terminar de conocerlos y tomar buenas decisiones. Venimos a hacernos cargo de mantener una línea de trabajo y una línea de juego”, destacó.