Roger Federer volvió a Argentina luego de siete años. El suizo jugará una exhibición en Parque Roca ante Alexander Zverev. El alemán reemplazó a Juan Martín Del Potro, quien por problemas físicos no pudo disputar el partido. En diálogo con TyC Sports, el tandilense señaló: “Ver este espectáculo de afuera es un dolor aparte. Quería estar ahí. La rodilla no acompaño y necesito un poco más de tiempo. Que venga Zverev a reemplazarme es un lujo para el espectáculo del tenis”, manifestó.

Respecto a no poder jugar ante Federer, explicó: “Cuando me tuve que bajar de Estocolmo y Viena no me costó como ahora. Venía preparándome para este partido. Si no estaba en condiciones de jugar al cien por cien, no era muy justo”, indicó. Y llenó de elogios al suizo: “Cualquier palabra queda chica. Es el número uno dentro y fuera de la cancha. No he conocido mejor persona ni deportista que él”, resaltó.

Por último, fue consultado por su vuelta a las canchas: “Ojalá que pronto. Es un lugar especial para mí (en referencia al Abierto de Australia). Si es por mí, jugaba en Estocolmo e iría a Australia. Tengo muchas ganas de volver a jugar al tenis y quiero hacerlo por mucho tiempo. Si la rodilla no me acompaña, esperaré para tener una señal concreta de elegir un torneo y saber que lo voy a poder jugar”, cerró.