La próxima edición del US Open no contará con la participación de Roger Federer ni Rafael Nadal. Luego de veinte años, un Grand Slam no tendrá a ambos tenistas a la vez. Este martes, el español comunicó que no jugará el torneo que se disputará en Estados Unidos.

“Tras pensarlo mucho he decidido no participar en el US Open de este año. La situación sanitaria sigue muy complicada en todo el mundo con casos de COVID-19 y rebrotes que parecen fuera de control. Sabemos que el calendario de este año tras 4 meses sin jugar es una barbaridad”, comenzó el español.

El español conquistó en cuatro oportunidades el US Open y era el defensor del título, conquistado en 2019. “Esta es una decisión que nunca quise tomar, pero esta vez he decidido seguir a mi corazón, y por el momento, prefiero no viajar”, subrayó.