El nuevo presidente de Vélez dialogó con Gol de Vestaurio y dejó clara su postura en cuanto a los violentos: “Voy a hablar con los muchachos porque los conozco”, señaló. También contó que Seba Domínguez le pidió disculpas por insultarlo.

Raúl ‘Pistola’ Gámez, exbarrabrava a punto de asumir por tercera vez el cargo de presidente de Vélez Sarsfield, dejó su sello en el aire de Gol de Vestuario con declaraciones que dan cuenta de su postura en cuanto a la inseguridad, la violencia, el fútbol y la economía dirigencial.

Después de los comicios del sábado en Liniers, Gámez se mostró contento y lo expresó en el aire de AM 1450: “Ganar las elecciones es una cosa, el tema es administrar bien el club. Con todos los problemas que tiene el fútbol argentino va a ser difícil. Se logró el objetivo con un margen importante, algo que genera más obligaciones”, contó. También hizo referencia a la cantidad de socios se acercaron al club para emitir su sufragio. “Votó muchísima gente, algo inusual en las últimas elecciones en la institución”, comentó.

En cuanto al momento futbolístico de Vélez, que no es el mejor, Gámez dejó clara su postura. “Primero debemos ordenar las finanzas del club para después apuntar a logros deportivos. Hoy en día no estamos en condiciones de reforzar demasiado mucho el plantel”. De todas maneras, se muestra cauteloso. “Hasta que no estemos dentro del club, no podemos analizar cambios dentro del fútbol”, manifestó.

Semanas antes de las elecciones, Gámez había tenido un cruce con Sebastián Dominguez, defensor de Vélez, que había dicho que él y Chilavert sólo se peleaban para ver quién era más ‘sorete’. En su momento, Gámez, en diálogo con Gol de Vestuario, le había pedido al zaguero “estar más informado”. Ahora, con las aguas mucho más calmas y con la victoria en sus manos, el nuevo mandamás volvió a referirse al episodio. “Tuve la suerte de hablar con Seba y me pidió disculpas. Igualmente, al analizar las declaraciones mías y de Chilavert, me di cuenta que Domínguez algo de razón tenía”, manifestó.

En Radio El Sol, Gámez también hizo referencia a la presencia de barrabravas en el Fortín, y propuso una solución a los violentos de la tribuna. “Voy a hablar con los muchachos de la barra porque los conozco. Nosotros no vamos a hacer lo que hizo Cantero porque voy a terminar como terminó el. Lo que sí sería bueno es que, con el apoyo de AFA, el estado pueda encontrar la manera de condenar a tipos que participan de hechos violentos alrededor del fútbol. Hoy no hay justicia porque quedan libres rápidamente. En otra época había más diálogo, y les poníamos más limites en algunas cosas. Para este tema no hay solución ya. Tiene que ser un tema de todos, no personal”, cerró Gámez.

Foto: Olé