Luego de algunas emisiones vía streaming, que incluyeron también a los equipos argentinos, Facebook se quedó sin la potestad exclusiva por las complicaciones que se hicieron presentes y que causaron el descontento de los hinchas.

En todo el continente se replicaron las voces en descontento por los cortes en la conexión, la presencia constante de anuncios y el retraso presente en cada partido. Así el intento de Conmebol parece haber quedado en la nada.

Si bien no es oficial se espera que tras la doble fecha FIFA y el consiguiente retorno de las emociones en la Copa Libertadores, los juegos desganados en un principio a transmitirse en forma exclusiva por Facebook también puedan verse por los canales habituales de televisión.