[VIDEO] Sobre el final, un bombazo de Julián Benítez decretó la derrota de la Academia por 1-0, en Paraguay, ante el local Guaraní. La expulsión de Lollo condicionó a los de Cocca, que se quedaron sin nada cuando el juego se moría.

El empate estuvo al alcance de la mano y, por las condiciones adversas que mostró el juego, no le sentaba nada mal a Racing. Pero a sólo cinco del pitazo final, los de Cocca no lograron sostener el empuje de Guaraní, que sin demasiadas ideas pero con un bombazo viajará a Avellaneda con un gol de ventaja y con la valla invicta.

Pese a que el codazo que Lollo le aplicó a Santander (que tuvo un pálido paso por la Academia) no pareció del todo grave, Racing se quedó con diez. No obstante, fue el que dominó en la primera mitad y contó una chance clara: el goleador Gustavo Bou pudo abrir la cuenta pero una buena tapada del arquero local se lo impidió.

La segunda mitad mostró una mejoría en el local, la gran sorpresa de esta Copa Libertadores. Con poco desde el juego pero con mucho empuje y determinación empezó a hacer sufrir al Chino Saja, mientras que el ataque desapareció con la salida del Príncipe Milito. Asimismo, Diego Cocca perdió a Ezequiel Videla, amonestado por demorarse al salir del campo, por lo que en Avellaneda no podrá contar con dos pilares dentro de su 11 inicial.

A puro corazón lo intentó Guaraní. Primero con un remate apenas desviado de Rubén Maldonado y luego con un cabezazo claro pero desviado de Marcelo Palau. Apenas quedaban un puñado de minutos cuando Julián Benítez arremetió desde el fondo y cruzó un remate bien esquinado, que tornó inútil la estirada de Saja e infló la red.

Racing se quedó sin nada en Asunción, aunque tendrá 90 minutos por delante para dar vuelta la llave y alcanzar así las semifinales de la Copa Libertadores, instancia a la que no arriba desde 1997.

Foto: Olé