San Lorenzo se metió esta noche en la segunda fase de la Copa Sudamericana tras igualar 0-0 ante Atlético Mineiro en Belo Horizonte.

El Ciclón, que había ganado 1-0 en la ida, se plantó en suelo brasileño de manera inteligente durante todo el partido, más allá de algún sofocón del local, sobre todo en el segundo tiempo, y además se cargó con muchas tarjetas amarillas.

Tuvo puntos solventes en Navarro, Coloccini, Piris Da Motta y el sacrificio de Reniero y enfrente un equipo que mostró pocas condiciones a la hora de buscar el gol.

De esta forma, San Lorenzo cierra un buen semestre con la clasificación a la Libertadores 2019 y el pase a la siguiente ronda de la Sudamericana, cuyo rival se conocerá en el sorteo del 4 de junio.