Pensando en el próximo mercado de pases Barcelona está dispuesto a escuchar propuestas por el galo Ousmane Dembélé, quien llegó al club desde Borussia Dortmund y a cambio unos 140 millones de dólares hace tres temporadas.

Con contrato hasta 2022 el surgido en Rennes solamente ha disputado nueve partidos (con un gol) hasta la recta final de la temporada, marcada por varios problemas físicos para quien fuera campeón del mundo en 2018.

Desde Juventus e Inter, de Italia, y Liverpool, Manchester United y Arsenal, de Inglaterra, habría cierto interés en el extremo de 23 años, a quien también le juega en contra el crecimiento del juvenil Ansu Fati, que pese a sus 17 años se ha ganado un lugar en la consideración del entrenador Quique Setién.