A días de conocerse su salida forzada de la conducción técnica del equipo de Stamford Bridge, el italiano Antonio Conte inició una demanda por “dañar su carrera”.

Según informó el diario The Times, el DT reclama a su exclub la suma de 10 millones de euros que debía percibir en su último año de contrato además de una compensación adicional por retrasar demasiado su despido.

En base a la demanda, el fin de la unión entre las partes luego de 55 días de haber ganado la FA Cup, fue un impedimento para encontrar nuevo club con una temporada que estaba a la vuelta de la esquina.

Ya con nuevo ocupante del banco de los Blues -el también italiano Maurizio Sarri- los coletazos de la salida de Conte todavía persisten en el equipo con el cual vivió dos campañas.