En Turín, Cristiano Ronaldo demostró toda su jerarquía y se convirtió en el responsable de la remontada. Juventus, que había perdido 2-0 la ida, se impuso por 3-0 como local y el portugués marcó todos los tantos.

“Fue una noche especial, no solo por los goles, el equipo tuvo una actitud increíble. Esta es la mentalidad de Champions. Es un motivo de orgullo, estamos en buen camino”, aseguró Cristiano luego del encuentro.

En cuanto a su contribución al equipo, Cristiano explicó: “Juve me ha contratado para esto, para intentar ayudar… Intento hacer mi trabajo y, obviamente, estoy muy feliz. Fue una noche mágica”, remarcó el delantero.

Por último, aseguró: “Atlético es un rival muy difícil, pero nosotros también somos un gran equipo y esta noche demostramos que merecimos pasar”, concluyó.