Luego de la goleada por 6-1 ante Kitchee, en Hong Kong, Pep Guardiola enfrentó los micrófonos en conferencia de prensa y se refirió a la posible salida del atacante brasileño Leroy Sané.

“Queremos que se quede y hay una oferta que estamos esperando a hablar con sus agentes para la ampliación de su contrato. Sin embargo, no está en nuestras manos. Tiene que decidir. Si Sané quiere irse puede hacerlo, pero estaremos tristes. Esperemos que se quede”, declaró el entrenador español.

Sané, de 23 años de edad, es el principal objetivo que tiene Bayern Munich para reforzar su delantera para ocupar el hueco que dejó el retiro de Arjen Robben y Franck Ribéry. En tal sentido los alemanes prepararían una oferta de unos 80 millones de euros para lograr el regreso a la Bundesliga del exjugador de Schalke 04.