Una seria lesión sufrida en abril (rotura de ligamentos) amenazaba con terminar la estadía de Zlatan Ibrahimovic en Manchester United, cuyo vínculo era solo por una temporada. Finalmente, el sueco continuará vistiendo los colores del club inglés por otro año mientras se recupera totalmente.

Ibra, quien usará la 10 que dejó Rooney, se mostró encantado con su regreso. “Estoy de vuelta para terminar lo que empecé. Quedarme siempre fue mi intención, y la del club también. Estoy ansioso de volver a Old Trafford, pero también estoy consciente que debo tomar el tiempo necesario para asegurarme de que estoy listo”, mencionó.

Quién también se alegró por la noticia fue el técnico José Mourinho. “Estamos encantados de que Zlatan esté en el camino de recuperarse y de tener su ambición y experiencia de vuelta con nosotros. Después de su contribución la pasada temporada, él se merece nuestra confianza y estaremos pacientemente esperando que regrese”, manifestó el portugués.

Antes de lesionarse gravemente, el sueco había marcado 28 goles en 46 partidos oficiales.