Mateo Kovacic fue cedido a préstamo del Real Madrid, y es nuevo futbolista del equipo que dirige el italiano Maurizio Sarri, donde jugará hasta el 30 de junio de 2019. El volante, de 24 años, ejerció presión para forzar su salida del Santiago Bernabéu y no ocultó su alegría cuando llegó a Stamford Bridge.

“Estoy muy contento y emocionado de estar aquí en el Chelsea. Es una sensación asombrosa. Voy a tratar de hacer mi mejor esfuerzo para este club”, dijo en su presentación el mediocampista.

Pese a la decepción, el Real actuó con profesionalismo y consiguió quedarse con el jugador a partir del 1 de julio de 2019. El Chelsea se lo queda sin opción de compra, y si lo quiere en propiedad, tendrá que negociar con Florentino Pérez la próxima temporada.