El equipo inglés Wolverhampton le pagará al Benfica la cláusula de compra de alrededor de 41 millones de euros del delantero mexicano Raúl Jiménez, quien actualmente está a préstamo, para que permanezca la siguiente campaña en la Premier League. De esta forma, el club portugués realizará la venta más cara de sus historia.

Desde los Wolves están muy conforme con el desempeño de Jiménez en su primera campaña: es el máximo goleador con 12 anotaciones y también acumula siete asistencias. Además está en el puesto 11 de la tabla de goleo individual en la Premier League, por encima de jugadores como Firmino, Rashford o Sané.

Hasta esta transacción, los traspasos récord del equipo de Las Águilas habían sido las ventas de Axel Witsel y Ederson por 40 millones de euros.