Senegal se convirtió este viernes en el vigésimo cuarto clasificado al Mundial de Rusia tras vencer a Sudáfrica por 2-0 como visitante.

Este encuentro estuvo aparejado de polémicas varias, ya que en un histórico fallo de FIFA el cotejo se volvió a jugar, cuando inicialmente se habían cruzado el 12 de noviembre del año pasado.

En aquella ocasión el árbitro ghanés Joseph Odartei Lamptey favoreció de manera escandalosa a los locales. De hecho, Lamptey fue sancionado de por vida.

El partido se volvió a disputar y Senegal se impuso 2-0, con goles de Diafra Sakho y Thamsanga Mkhize en contra. De esta forma consiguió el boleto a su segunda Copa del Mundo, tras participar en Corea/Japón 2002.