A veces, la irracionalidad de los hinchas asusta. Es sabida la decepción de los fanáticos de Vélez por la decisión de tomó Mauro Zárate de irse a Boca y no realizar un nuevo vínculo con el Fortín, pero este hecho trajo aparejado la locura de que se conoció este martes una amenaza de bomba en la escuela donde asisten los hijos del delantero.

Se trata del Colegio Cardenal Pironio de Nordelta. La amenaza llegó bajo esta frase: “Hay una bomba por culpa de Zárate”. Inmediatamente evacuaron el establecimiento y en estos momentos trabaja la policía.