Con vistas al futuro José Luis Chilavert busca tomar el toro por las astas con un salto a la vida política en su país o bien proyectarse al ámbito del fútbol sudamericano tras revelar su intención de presidir a Paraguay o a Conmebol.

“En el mundo del fútbol me metería apuntando a ser presidente de la Conmebol o a ser presidente de mi país en 2023”, afirmó Chilavert en una entrevista brindada a la agencia EFE. Además, sobre cuál vertiente lo seduce más el exarquero de Vélez no se decidió: “Hoy en día es un 50-50. Yo sé lo que es mi imagen en mi país, yo sé lo que puedo dar, pero hay que buscar un equipo ideal y eso es lo que es difícil dentro del mundo de la política, tener hombres leales”.

Asimismo, y pese a que por ahora su incursión en la política se trata de un simple anhelo, fundamentó su negativa a la candidatura de Paraguay para recibir la Copa del Mundo: “Yo estoy en contra del Mundial 2030 organizado por mi país, yo te puedo hablar de mi país. Yo prefiero que en Paraguay construyan hospitales, carreteras y escuelas. Creo que hay muchas cosas más importantes que organizar una Copa del Mundo. Yo prefiero gastar ese dinero en educación y salud y no en hacer un partido de fútbol”, explicó.

Luego aprovechó la ocasión para volver a mostrarse crítico con los directivos de la Confederación Sudamericana de Fútbol al apuntar que “sería muy importante la unión y que todos los presidentes de cada país puedan juntarse y resolver entre todos”, agregando que en la actualidad “está manejado por personajes nefastos, que matan al fútbol”.