River mantiene la ventaja de tres unidades sobre Boca y los rumores acerca de la influencia que puede tener Hernán Crespo por su pasado en la institución copó todos los debates. Pero el ex goleador fue claro en su objetivo: “Iremos en busca del mejor resultado”, el sábado próximo cuando visite el Monumental desde las 19.40.

Hernán Crespo, surgido en las Inferiores del líder de la Superliga y campeón de la Copa Libertadores 1996, se despreocupó por la posibilidad de convertirse en “villano” al considerar el compromiso como “un partido más de fútbol”.

“Desde mañana me focalizaré en conformar mejor equipo para visitar el Monumental. Tiene que ser algo para disfrutar por todo el plantel: jugar ante 80 mil personas y ante un rival de la jerarquía de River”, consideró.

Asumió su cargo en Florencio Varela hace cuatro partidos con un saldo de dos victorias y dos empates. De hecho, ponderó el trabajo realizado por sus antecesores (Sebastián Beccacece y Mariano Soso) como también el de la dirigencia del club que “hace 10 años que mantiene una línea de juego para el equipo”.

“Nos encontramos con un trabajo de los cuerpos técnicos anteriores que nos dará la posibilidad de jugar, por ejemplo, la Copa Libertadores. Hubo un trabajo coordinado con la dirigencia y nosotros lo estamos disfrutando con un plantel que todavía puede dar mucho más”, cerró en conferencia de prensa.