La remontada agónica contra Atalanta en tres minutos fue más que emotiva, sobre todo para el mandamás del club, que llenó de elogios a las figuras que tiene el equipo, factores importantes en la reciente clasificación a pesar de no haber convertido.

“Ney es uno de los mejores jugadores del mundo. Está entre los tres mejores. Fue el hombre del partido, tuvo un gran encuentro. Él y Kylian (Mbappé) nunca se irán, se quedarán en PSG. Mostramos una gran mentalidad. Estoy muy feliz. Esta es la primera vez que llegamos a semifinales. Es algo histórico. Todo el mundo duda del Paris Saint-Germain, pero demostramos que podíamos llegar más lejos, hicimos un partido magnífico. En tres o cuatro minutos lo cambiamos todo. Necesitamos esta mentalidad, esta victoria para llegar lo más lejos posible”, puntualizó.

A tan solo dos triunfos de conquistar la “Orejona”, Nasser Al-Khelaïfi toma con felicidad el presente aunque con calma, porque sabe que en estas instancias todo es más complicado. “Las semifinales de la Champions League no son fáciles. Nuestro objetivo está muy lejano. Entonces vamos a pensar en las semifinales, no estamos pensando en la final. Para nosotros es muy importante cambiar la mentalidad de los jugadores”, detalló.