Luego de la mala versión que ofreció en el debut ante Gales, el seleccionado escocés de rugby se recompuso con un buen triunfo ante su par francés.

En los últimos 40′ de juego, el Cardo revirtió el score gracias a la tarde perfecta de su medio scrum Greig Laidlaw, quien anotó seis penales en esa etapa y convirtió los tries de Sean Maitland y Huw Jones, ambos en el primer tiempo.

Por su parte Francia sigue sin poder ganar, tras la derrota ante Irlanda en la fecha inaugural. En esta ocasión empezó con el pie derecho y una vez más Teddy Thomas fue vital con dos tries. Sin embargo sus fallos en ofensiva convirtieron al pie de Maxime Machenaud en el único medio pasar, un arma que no fue suficiente.

Con una semana de descanso, el Seis Naciones volverá al ruedo con una Escocia revitalizada que buscará meterse en la pelea grande.