Con la clara intención de rearmar el equipo y recuperar un lugar en la conversación de arriba, Rosario Central aprovecha el mercado de pases al máximo. Los goles también son una necesidad para ganar los partidos, y a ello apunta la dirigencia para complacer al entrenador.

El objetivo se llama Lucas Gamba. Las negociaciones están avanzadas y se definiría en el correr de la semana a cambio de alrededor de un millón de dólares por el 50% del pase. El jugador de 32 años completó un buen año en Huracán, donde disputó 34 partidos y convirtió 9 goles.

Debutó en Deportivo Maipú en 2008 y luego pasó por Independiente Rivadavia y Unión. En caso de llegar se sumaría a la lista de las incorporaciones que integran Ciro Rius, Diego Zabala, Emmanuel Brítez, Diego Novaretti y Sebastián Ribas.