Antes de viajar hacia Brasil, el uruguayo remarcó la importancia de clasificarse a la próxima fase en medio de un clima hostil que tiene a la dirigencia en el ojo de la tormenta. Con toda la carne al asador, Lucas Pusineri no guardará prácticamente nada.

“Es una gran final para nosotros. Significa mucho, porque no venimos haciendo las cosas bien”, definió Gastón Silva respecto al choque del jueves desde las 21.30.

El lateral sabe que no hay margen de error para dejar atrás los sinsabores y reencontrar el cariño de la gente: “Hay cosas por corregir, para sacar esto adelante, porque Independiente se lo merece“.