El presente de Vélez es alentador, si bien no aseguró de lleno su clasificación a un torneo internacional es un equipo que sabe lo que quiere en un vestuario plagado de juveniles. Todo es obra de Gabriel Heinze, que en conferencia de prensa no garantizó su continuidad más allá de la actual Superliga. “Ya lo dije: nos sentaremos a hablar cuando termine la temporada. Le daré mi forma de pensar y él (el presidente) me dará su forma de pensar. Luego decidiremos”, avisó.

Su trabajo es impecable y a pesar de algunos pormenores que derivaron en críticas, la dirigencia piensa en mantenerlo en el cargo. “Me senté al final del torneo pasado (la primera parte del campeonato, en realidad) y le dije que lo único que podía prometer era terminar mi contrato, que lo quería terminar, y no me he vuelto a sentar con el presidente”, agregó.

Al referirse a la Albiceleste, fue esclarecedor con los adjetivos para alabar a Lionel Messi, con quien incluso fue compañero. “Es muy lindo que sea argentino y tenerlo en nuestra Selección. Año tras año bate cosas y redobla las apuestas. Soy hincha de la Selección y a los mejores los quiero ahí. Siempre digo que el funcionamiento es colectivo y todo lo que te hace la jerarquía individual es potenciar”, aseguró.