Si bien Paolo Guerrero fue el único jugador por el que Boca inició gestiones, las altas cifras de su contrato están muy lejos del presupuesto que maneja la dirigencia y los cañones apuntan a hacer el esfuerzo en otro sector del campo de juego.

El nombre que desvela al Vicepresidente 2° es Edwin Cardona, justamente sin lugar en Rayados de Monterrey. El colombiano estuvo en el “Xeneize” en 2017 y 2018, motivo por el que habría tenido una conversación telefónica con Juan Román Riquelme, quien le manifestó que le interesa pero que tendría que venir con el pase en su poder y bajar sus pretensiones de prima y sueldo.

Mientras el plantel, a las órdenes del nuevo entrenador, Miguel Ángel Russo, sigue trabajando, la flamante Comisión Directiva busca opciones futbolísticas en un mercado de pases que parece esquivo sin grandes luces.