La pobre situación financiera de Barcelona evitó que el “Toro” llegara para ocupar el lugar de Luis Suárez, aunque la sociedad con Lionel Messi nació hace tiempo en la “Albiceleste” y el peligro de gol se alimenta en cada convocatoria que comparten. Por eso, el ex Racing sabe de lo que representa el capitán y así lo hizo saber: “Conozco a Leo más por las veces que fuimos compañeros de la Selección Argentina que por haberme enfrentado a él. Lo dije en el pasado, y lo vuelvo a decir ahora y en el futuro: es el mejor jugador del mundo. El hecho de que sea argentino es un orgullo para nosotros y siempre tratamos de aprender de él. Para mí, está en otro nivel: entiende el fútbol de una manera diferente y siempre está un paso por delante de todos los demás”.

Claro que su llegada a Italia también estuvo signada por la presencia de argentinos, especialmente la de Javier Zanetti, ídolo y dirigente del “Neroazzurro”. “’Pupi’ es un hombre muy importante para el Inter, y también para nosotros (los jugadores) porque nos transmite todo lo que vivió en este club. Siempre que necesité algo, trató de ayudarme”, detalló.

¿Qué distingue al futbolista argentino del resto? “Nace con pasión, con dedicación, con corazón, y eso es algo que siempre tratamos de llevar a cualquier liga de fútbol a la que llegamos. También lo podés ver en el fútbol argentino. Lo mismo ocurre con la Selección. Siempre tratamos de demostrarlo”, cerró.