La lesión del quinto metatarsiano que lo marginó por más de tres meses había quedado atrás, de hecho sumó rodaje con el PSG ya consagrado en la Ligue 1 y pensando en la Copa América a desarrollarse en su país.

Pero las malas noticias no lo dejan en paz dado que en un fuerte dolor en la rodilla izquierda lo obligó a retirarse tras un remate al arco. Aunque realizó algunos ejercicios leves para intentar continuar, la dolencia le impidió mantenerse en pie.

Con su máxima estrella en jaque, la Confederación Brasilera de Fútbol espera el parte médico oficial para que solamente sea un susto y el astro no se quede sin la oportunidad de representar a la Verdeamarelha en casa.