Fue prematura la participación de Diego Schwartzman en el Masters 1000 de Shanghai. El Peque cayó sin atenuantes ante Sam Querrey por 6-3 y 6-4.

Poco más de una hora duró el match en el cual el argentino nunca le pudo encontrar la vuelta al juego del norteamericano, que se anotó con 14 aces, primordial para salir exitoso.

Los otros dos argentinos que quedan en el torneo son Juan Martín Del Potro y Leonardo Mayer, que podrían verse las caras en la segunda ronda, si el correntino vence a Richard Gasquet en el debut.