Boca no jugó bien en el Sur, pero un gol a los 19 segundos de partido y la soberbia actuación de Esteban Andrada, le permitieron al Xeneize ganarle 1-0 a Banfield y llegar a la punta del torneo. Gustavo Alfaro analizó el triunfo y lo que viene en el corto plazo.

“Nos costó el partido, tuvimos la fortuna de pegar rápido. El rival presionó mejor y fue más rápido que nosotros”, dijo el DT.

Y añadió. “Estaba haciendo la práctica con pelota parada y los jugadores no podían más del esfuerzo que hicieron en la altura y por el viaje. Porque más allá de los diez cambios, los que hicieron el sacrificio en Ecuador fueron todos”.