El año de Franco Armani debe haber sido de los más convulsionados de su vida: dejó la comodidad de Atlético Nacional de Colombia con el objetivo claro de entrar en la lucha para el Mundial, así llego a River. El tiempo lo fue consolidando como el mejor arquero del país, y su boleto para Rusia se confirmaba con el correr de los partidos del Millonario. Rusia fue una experiencia única, de ser suplente a titular en el partido más importante, y una goleada que no lo tuvo como protagonista pero en las fotos está igual. Martin Araoz, su representante, manifestó al respecto lo siguiente: “A Armani le tocó la más difícil de todas: debutar en la Selección Argentina en el contexto en el que entró”.

Sobre la posibilidad de la Copa a mitad de año, Araoz expreso en los micrófonos de Radio Rivadavia: “El sueño de Armani es la Copa América, lo hablé con él después de la Copa Libertadores. Espero que se le pueda dar porque todo lo que se propone, lo cumple”.

El presente en River es magnífico, y Franco se siente cómodo y feliz en el Millonario. Sin embargo, comienzan los sondeos desde Europa: “Varios clubes nos están consultando por Franco, pero él mismo dice que las cosas se van a dar en su momento. River tiene que estar tranquilo, si se llega a ir no va a ser de un día para el otro”, completó.