En el Estadio Florencio Sola colmado, se enfrentaron, en una nueva edición del clásico del Sur, Banfield y Lanús. Ambos necesitaban seguir sumando para mantenerse en zona de clasificación a la Copa Sudamericana.

El partido tuvo un comienzo parejo, en el que los dos equipos trataban de reducir el margen de error y dejaban pocos espacios para jugar. Si bien Lanús intentaba plasmar su fútbol de posesión y circulación, el Taladro le cortaba bien los circuitos de juego y se hacía de la pelota. Como suele suceder en este tipo de encuentros, en los primeros minutos el desarrollo fue trabado y comprimido.

No había muchas ocasiones por parte de los dos conjuntos, hasta que en el cierre de la primera parte, tras un buen centro de Mauricio Sperduti al corazón del área menor, Nicolás Bertolo impactó con su frente el balón aéreo y marcó el 1-0, que hacía desbordar de emoción a los hinchas presentes en el estadio.

Ya en el complemento, Lanús salió a buscar el gol que le diera el empate y para eso Almirón mandó a la cancha en el entretiempo a Román Martínez. El Granate, obligado a atacar, se adelantó en el terreno de juego, aunque sin juego colectivo intentaba localizar la jerarquía individual de Lautaro Acosta y José Sand.

En uno de los mejores momentos del cotejo, Silva bajó la pelota con el antebrazo y recibió la segunda amarilla que le costó la expulsión. Tres minutos después, el defensor del Taladro Carlos Matheu le entró de manera desmedida a José Luis Gómez y el árbitro Fernando Echenique le mostró la roja.

En los últimos minutos, con 10 jugadores por cada lado, Lanús, manejaba la pelota en campo rival pero sin generar peligro en las cercanías de Hilario Navarro. A su vez, el local se replegaba y apostaba a las transiciones rápidas, como método de ataque.

Con este resultado, Banfield se encuentra, por el momento, tercero con 45 unidades y se ilusiona con una posible clasificación a Copa Libertadores. Mientras, el Granate se posiciona décimo con 36 puntos.

El gol de Bertolo: