San Lorenzo y Huracán no se sacaron ventajas en el primer chico por los 16vos de final de la Copa Superliga. En el Nuevo Gasómetro empataron 0-0 y dejaron todo abierto para la revancha en Parque Patricios.

En el primer tiempo, el Ciclón dominó las acciones y llegó un par de veces al arco de Pellegrino, pero no causó efecto a su rival, que quedó sobre todo inconexo en ataque, con un Roa que no apareció. Eso generó que Chávez quedara aislado.

En el complemento no hubo mayores cambios. San Lorenzo siguió intentando quebrar la defensa del Globo, pero sin profundidad en cada ataque. Pero la jugada del partido fue la expulsión de Merolla. Allí, Huracán se ordenó y los de Almirón ganaron en nerviosismo. Briasco fue el faro en el cual se apoyó el visitante, Roa creció en juego y de a poco comenzó a llegar a las narices de Monetti, que debió intervenir un par de veces

San Lorenzo jugó mejor con 11, Huracán lo hizo con 10. Ninguno sacó la ventaja y ahora queda supeditado todo a lo que pase en el Ducó.