[VIDEO] Aparte de expulsar a los 11 socios que atacaron al plantel de River y obligaron la suspensión en el último Superclásico, la dirigencia del Xeneize los demandará por 70 millones de pesos. También podrían ir presos.

El bochornoso Superclásico copero en la Bombonera todavía no terminó. Al menos para la dirigencia de Boca que actuará contra los 11 hinchas que protagonizaron el ataque al plantel de River, provocando la suspensión del partido y posteriormente la descalificación del Xeneize de la Copa Libertadores, por decisión de la Conmebol.

Hasta el momento, fueron identificados 11 socios como los protagonistas de esta insólita agresión con un gas tóxico (Adrián Napolitano, apodado el Panadero y el primer nombre que trascendió, Federico Blanco, Gustavo Florentín, Diego Blas Biglia, Marcelo Alejandro Cáceres, Ernesto Ariel Rossi, Rodrigo Polimeni, Jerónimo Molteni, Diego Salvador Migliorisi, Sergio Amor, y José Pedrozo) y pese a que en un principio se especulaba con que la causa estuviera catalogada como ‘lesiones leves’, la situación cambió, sobre todo para el Panadero, quien ya no podría cumplir su penas con una probation.

El castigo, según publicó Olé, era sólo de 16 meses (un año por las lesiones, cuatro meses porque sucedieron en un estadio), pero el juzgado que sigue el caso le sumó que el hecho provocó la suspensión del encuentro, que implica una pena de seis meses a tres años de prisión. Así, por sumatoria de cargos, Adrián Napolitano podría tener una condena máxima de casi cuatro años y medio de cárcel, y por lo tanto no excarcelable (las penas condicionales llegan hasta tres años).

Por otro lado, Boca los demandará civil y penalmente a todos los implicados por un total de 70 millones de pesos. Como sustento, según contaron en Radio La Red, la institución cuenta con imágenes de los 11 hinchas juntos antes del partido que constatarían la premeditación del ataque.

El ataque a los jugadores de River

Foto: Captura de video