Independiente soñaba con la vuelta de Emiliano Rigoni, pero por ahora no podrá ser. Zenit, dueño del pase, avisó que no lo venderá ya que el entrenador del conjunto ruso lo tendrá en cuenta.

El volante había estado a préstamo hasta fin de año en Atalanta y como el Rojo no podía solicitar otra cesión, por reglamento, realizó una oferta de cinco millones de dólares por el 50% del pase, que fue rechazada.

Independiente deberá seguir buscando en un mercado de pases donde sufrió las bajas de Meza (vendido a Monterrey) y Gigliotti (transferido a Toluca).