Diego Maradona llegó al predio de Estancia Chica este lunes con la decisión de dejar su cargo de entrenador de Gimnasia, sin embargo los jugadores le pidieron que continúe en un clima de mucha emotividad y terminó dirigiendo el entrenamiento.

Diego arribó al predio del club platense a las 16.30 y, después de una reunión con el presidente, Gabriel Pellegrino, presentó su renuncia. Luego, con lágrimas en los ojos, Maradona mantuvo una conversación privada con el plantel.

Según se pudo saber, el pedido de los futbolistas para que se quede en Gimnasia hizo reflexionar a Diego, quien prometió pensarlo y responder luego de la práctica de este martes. Cabe mencionar que la decisión de Maradona tiene que ver con que el actual presidente del Lobo, Pellegrino no formará parte de una lista de unidad entre la oposición y el oficialismo en las elecciones de este sábado.