River se prepara para el comienzo de la temporada oficial. El próximo domingo, el Millonario visitará a Independiente por el partido pendiente de la fecha 14 de la Superliga. A días del encuentro, Marcelo Gallardo dialogó con Radio Mitre y fue consultado por la posibilidad de conquistar el certamen local.

“No es una materia pendiente ganar un campeonato local, sí un deseo porque estamos solo a ocho partidos, pero la gana uno solo. Si nos enchufamos sé que tenemos grandes posibilidades y por lo menos pelear hasta el final”, manifestó el Muñeco.

Sobre la pretemporada llevada a cabo en San Martín de Los Andes, contó: “Estamos tranquilos, sabemos que para llegar bien al inicio del campeonato este partido nos viene bien, pero también hay que ser lógicos porque venimos de hacer un trabajo muy corto pero muy intenso y el hecho de salir a jugar un partido ante un rival difícil se debe medir”, deslizó.

Con respecto a la derrota ante Flamengo por la final de la Copa Libertadores 2019, explicó: “Nos costó mucho, casi tres meses, recuperarnos de la derrota contra Lanús en su cancha. Contra Flamengo no, porque hicimos un gran partido y borramos al cuco de la copa, pero los partidos duran 95’ y eso es un aprendizaje. No podés quedarte enganchado en la final contra Flamengo, sino no podés seguir”, sentenció el entrenador.

“No me quedó con el que hubiese pasado, eso es una cagada porque es una cosa que no la podés medir, me quedo con lo que viene y cómo lo puedo solucionar. Odio el qué hubiera hecho, no existe. Si hiciste algo es porque estabas convencido de hacerlo y puede salir bien o mal, pero es algo por el cual tenías convencimiento”, agregó el Muñeco sobre aquella final ante el conjunto brasileño.

Por último, habló sobre sus dirigidos de cara al presente año: “No veremos nada que no hayamos hecho en estos años, siempre nos pudimos reposicionar y funcionar de la mejor manera más allá de los nombres. Hay que relativizar a la pausa, no en todos los partidos debemos ordenarnos con la pausa. Somos un equipo que juega con la posesión porque los rivales nos ceden la pelota y ahí necesitas pausa, pero cuando recuperamos arriba no necesitamos pausa. Necesitamos desgastar a los rivales y eso pasa si no nos hacen goles, si nos hacen un gol toman fuerza y el desgaste lo hacemos nosotros. Tenemos un plus físico, somos fuertes desde ese aspecto y mentalmente”, cerró.