La barra de Racing visitó al plantel en la previa al clásico. El jueves por la tarde, un grupo de La Guardia Imperial estuvo presente en el predio Tita Mattiussi y hablaron con algunos jugadores, de cara al duelo ante Independiente del próximo domingo a las 19.40, en el Cilindro.

Según la información dada por el periodista Gustavo Grabia, especialista en barrabravas, simplemente se trato de “una charla de arenga antes del clásico y no de apriete. No se trató del típico apriete del que estamos acostumbrados cuando las barras va a un club”, aseguró.

Además, el periodista de Tyc Sport, remarcó que un grupo de la barra se acercó hasta el predio para coordinar la logística del partido del próximo domingo ante Independiente y luego de ver la última parte del entrenamiento pudieron hablar con algunos jugadores ya afuera del predio.