A fines de 2019, Juan Antonio Pizzi dejó de ser el entrenador de San Lorenzo, y el principal reemplazante que barajaba la dirigente del club era Néstor Gorosito. En diálogo con TyC Sports, Pipo confesó lo que atravesó tras tomar la decisión de seguir en Tigre.

“A San Lorenzo le dije que no y me quedé en Tigre. Me generó dolor no ir a San Lorenzo, no sé si en un futuro se volverá a presentar. Dios quiera que sí. Me quedé en Tigre y cumplí con lo que dije”, reveló Gorosito. El vínculo con Tigre finaliza a fines de 2020.

Con respecto a su futuro, expresó: “Salvo que aparezca un árabe con una bolsa y un turbante y me diga: ‘Pipo, hay una fortuna incalculable’ que uno no puede desechar, porque conmigo trabajan cuatro personas más, que son todos amigos, y lo decidimos entre todos, no lo decido yo solo”, soltó entre risas.

Además, habló sobre la situación del plantel de Tigre y las dificultades de mantener a todos los jugadores: “Teníamos un excelente plantel y se fueron 14, o 15 jugadores, muchos importantes. Se nos fue prácticamente toda la defensa. Con la pandemia se le hizo muy difícil de sostener el equipo”, reconoció Gorosito. Y por último, habló sobre incorporación de Román Martínez: “Es un jugador muy respetado por todo lo que hizo en Tigre. Viene a mejorar al plantel y quiero que les vaya bien a todos”, cerró.