Juan Román Riquelme continúa dando sus últimos discursos de campaña a días de las elecciones presidenciales en Boca. El ídolo del Xeneize se hizo presente en Rosario, en las instalaciones del Sindicato de Trabajadores del Vidrio. “Volver a la cancha es hermoso, volví después de muchos años. Estaba por Parque Lezama y ya me transpiraba la mano. Es mi lugar, llegué a esa cancha y me quería quedar ahí”, comenzó Román.

Sobre lo sucedido con las máscaras con su cara en el partido ante Argentinos Juniors, señaló: “Fue raro, no sé si jugué muy bien a la pelota o más o menos. Sé que alguna alegría le di al hincha, y ver que estén tirando las caretas al piso es un momento triste. Queremos ayudar, estamos convencidos que es el momento de volver a nuestro club”, indicó.

Por último, fue consultado por las declaraciones de Daniel Angelici y recordó la final de la última edición de la Copa Libertadores: “No lo escuché, venía en la ruta. Hace cinco años atrás si le preguntaban a un hincha de River que nos podían alcanzar en copas Libertadores, iba a decir que era imposible. Si Flamengo no gana el partido, hoy estaríamos seis copas a cinco”, cerró.