Hay más sondeos que propuestas reales, pero una de ellas se materializó en el comienzo de esta semana: Atlético Mineiro puso 3 millones de dólares encima de la mesa para llevarse a Lucas Pratto, que defendió esos colores entre 2015 y 2017.

Ni siquiera hizo dudar a la dirigencia “Millonaria”, que envió una respuesta negativa sin ánimos de desprenderse de un jugador que abonó 14 millones a comienzos de 2018, después de su travesía en Sao Paulo.

El representante del delantero, Gustavo Goñi, había tenido algún cortocircuito con los directivos después de emitir declaraciones públicas deslizando que el “Oso” podría buscar una salida para obtener más continuidad. Sin embargo, la situación parece haber quedado zanjada y el héroe de Madrid buscará revancha.