Daniel Angelici viajó a Portugal con una sola cosa en mente: destrabar la llegada de Eduardo Salvio a Boca. Y parece que la movida dará sus frutos, porque está muy cerca de ser refuerzo Xeneize.

El indicio más claro es que Benfica bajó al jugador de una pretemporada que realizará por Estados unidos a la espera de una definición por su futuro. Boca está decidido a comprar el 50% del pase y en las próximas horas quedaría hecha la transferencia.

De esta manera, Salvio se convertirá en el tercer refuerzo para Gustavo Alfaro en este invierno de 2019, tras las llegadas de Alexis Mac Allister y Jan Hurtado.