En las últimas horas, Vélez acordó la llegada de Ricardo Centurión al club y fue tema de debate por los diferentes comportamientos del volante. Con respecto a diferentes cláusulas que tendrá el ex Boca en caso de violencia de género, desde el Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI), señalaron: “Celebramos la iniciativa”, publicaron a través de la cuenta de Twitter del organismo.

Con respecto a la llegada de Centurión a Vélez, Sergio Rapisarda, presidente del club, afirmó: “Es un jugador que nos interesaba. Hicimos todo lo previo que teníamos que hacer para quedarnos tranquilos. Somos muy prudentes en lo que es el tema de no tener inconvenientes contractuales en el comienzo ni en el final de un contrato. Contento porque pudimos llegar a un acuerdo con él y con Racing”, puntualizó en diálogo con Fox Sports.

“Nos metimos en los juzgados y hablamos con el estudio que lo asistió en los distintos juicios que tuvo el jugador. Después que constatamos que no tenía ninguna causa abierta, excepto una con el Gobierno de la Ciudad, tomamos la decisión de seguir adelante con el jugador. Nosotros tenemos un área de violencia de género. Fuimos el primer club en crearlo. Es un área muy sensible y todos nuestros contratos tienen éstas cláusulas, que hablan de buenas costumbres y la disciplina del jugador”, amplió el mandamás del Fortín.

Sobre la importancia de Fernando Gago para la llegada de Centurión, contó: “Al consultarlo, nos dijo de la importancia del jugador y no habló de la parte deportiva, del compromiso en los entrenamientos. Lo escuchamos porque es un referente”, subrayó.

Consultado por el trabajo de Gabriel Heinze en el club, expresó: “El técnico está con nosotros hace dos años y un mes. Siempre fue de la misma manera. Al vestuario se puede entrar y no es un campo de concentración. Heinze es trabajo, trabajo y después se va a su casa. No es mala la relación y somos muy respetuosos. Nosotros gestionamos y él entrena”.

“Nosotros no podemos traer jugadores fuera de nuestro presupuesto que es en pesos. Hay un montón de jugadores que interesan, pero vienen con contratos que superan el millón de euros. (Ignacio) Scocco no fue pedido por el técnico y (Darío) Cvitanich tiene un contrato muy alto que no lo podemos traer”, señaló el presidente.

Por último, habló sobre la posibilidad de sumar a Franco Soldano: “No sé cuánto gana Soldano. Estuve hablando con directivos de Boca para ver si estaba la posibilidad. Si no lo van a tener en cuenta, es una posibilidad para empezar a charlar”, finalizó.