El Superclásico tuvo a un gran ausente fuera del campo de juego. Rodolfo D’Onofrio no asistió a La Bombonera para ver el partido y ni siquiera estuvo en el país para presenciar el encuentro ya que está participando de una serie de reuniones organizadas por la FIFA en Londres en la antesala de los premios The Best.

El presidente del Millonario se perdió el encuentro y confesó que no pudo ver el partido. El mandatario se mostró agradecido por la actitud de los jugadores y el cuerpo técnico en el triunfo ante Boca.

“Es el primer superclásico que me pierdo en mi vida”, relató D’Onofrio. “Acá no lo pasaban por televisión, por lo que lo tuve que escuchar por la radio.”, comentó el mandatario que remarcó la importancia de las reuniones que está llevando a cabo en Gran Bretaña.

D´Onofrio realizó una confesión especial. “Cuando terminó el Superclásico me puse a llorar”, señaló el dirigente “Es la primera vez en mi vida que lloro cuando termina un partido. El fallecimiento de Guillermo Cascio me conmovió”, reconoció haciendo referencia al vicepresidente del club que falleció el sábado.

El presidente fue consultado acera de un posible cruce con Boca en la Libertadores. “Si se da una final contra Boca se mueve toda la Argentina. Ojalá lleguemos a la final”, comentó en La Red. Se mostró precavido por el futuro y resaltó a Independiente: “Holan es un DT muy inteligente y no va a ser un partido sencillo, luego habría que jugar contra el campeón de la última Libertadores y Boca también tendría que ganar sus partidos para que se dé el cruce”.

El presidente de River ponderó a Marcelo Gallardo y sus colaboradores. “A Gallardo lo sigo a muerte y vamos a seguir juntos 3 años y medio más. Podemos ganar o perder, pero nosotros sabemos cuál es el objetivo”, concluyó.