Luego del empate 0-0 en Liniers, Boca y Vélez definen la clasificación a las semifinales de la Copa Superliga en La Bombonera. El árbitro designado para el encuentro fue Fernando Espinoza. La designación del juez para el partido definitorio no cayó para nada bien en los dirigentes del Fortín.

En diálogo con  AM 810, Espinoza declaró: “Son declaraciones de hinchas que lo único que tratan de hacer es condicionar el arbitraje”. Además, resaltó: “Siempre nosotros somos los culpables. Entendemos el juego, pero muchos tratan de tapar sus errores con los que podemos cometer nosotros como árbitros”, apuntó.

Con respecto a la queja de parte de los dirigentes del Fortín, el réferi señaló: “Vélez clasificó en la llave anterior con Lanús, de visitante, y el árbitro era yo. En el historial con Vélez, a ellos les fue bastante bien, porque cuatro veces ganaron, tres empataron y tres perdieron. Entonces no entiendo cuál es la queja”, finalizó.