Angel Di María fue una vez más víctima del síndrome que lo aqueja en la Selección: las lesiones. El volante quedó desafectado de los amistosos ante Venezuela y Marruecos por una molestia en el recto anterior izquierdo.

El futbolista no formaba parte de una convocatoria desde el Mundial de Rusia y por este contratiempo su vuelta a las canchas con la celeste y blanca deberá esperar.

De esta forma, Lionel Scaloni deberá buscar otra variante de cara a estos encuentros, que serán el 22 y 26 de marzo.