El recuerdo de Diego Armando Maradona quedará en marcado en la historia del fútbol. Pero más será para quienes lo tuvieron de compañero en el Mundial de México 1986. Nery Pumpido y Oscar Ruggeri fueron dos de los que lamentaron el fallecimiento de Diego y le dedicaron unas palabras.

“Estaba la Copa al lado del cajón. Fue idea de Alejandro (Domínguez, presidente de la Conmebol). Agarré la Copa, se la puse arriba del cajón. Me hubiese gustado que la tenga adentro del cajón. Le dije a Claudia (Villafañe): ‘dejá que la tenga ahí, si él la tenía siempre, no la quería prestar’. Ojalá se la hubiera llevado adentro la Copa del Mundo”, expresó el ex-arquero.

Además, Pumpido recordó el Mundial de México 86: “Él me la entregó a mí en el Mundial y yo tuve el gusto ayer de entregársela a él a último momento”, confesó en una entrevista con ESPN.

Por otro lado, Ruggeri detalló alguno de los momentos que vivió en las últimas horas: “Te cuesta llorar y desahogarte. Yo venía bien hasta que vi el auto (coche fúnebre) y vi que ponen el cajón con su nombre. Reaccioné cuando vi que el cajón decía Diego Armando Maradona. Hasta ahí no creía. Empecé a llorar solo. Cuando vi el nombre en el cajón me fueron cayendo las fichas”, reveló.

“Sé que a medida que pasen los días va a ser peor. Hay que hablar de lo generoso que fue con todos nosotros. No dejaba que nos falte nada. Íbamos por los aeropuertos y un día le compraba al Tata, otro a mí, a Nery, a Giusti, Burru, Islas. No le importaba la plata. Este pibe tendría que haber muerto con mil millones de dólares. No sé. Espero que a la familia le vaya recontra bien. Nos hizo muy felices a todos”, sentenció el Cabezón.