La Copa Libertadores sigue con su curso y esta semana se disputará la última fecha de la fase de grupos, jornadas donde se darán a conocer los clasificados para la próxima instancia de este certamen. Algunos equipos argentinos consiguieron el boleto a octavos y disputarán su partido con la intención de quedar ubicados como líderes.

Uno de ellos es Racing Club, quien se medirá este miércoles a partir de las 19:15 ante Estudiantes de Mérida, pero recientemente se encendieron las alarmas en torno a este cotejo. El conjunto venezolano arribó al país con 20 contagiados por COVID-19 y 14 de ellos son jugadores del plantel.

Esta situación asustó a más de uno, pero según lo establecido por el protocolo de Conmebol, podrían jugar en el Cilindro de Avellaneda. ¿Por qué? La entidad sudamericana informó que transcurrieron 10 días desde el primer hisopado y por este motivo, no podrían contagiar, situación similar a la que vivió Boca hace algunas semanas.

En relación a este tema, Sebastián Beccacece dio su punto de vista e indicó: “Lo de los contagios deberán atenderlo las autoridades sanitarias, los encargados de Conmebol y del club. No queremos poner la energía ahí porque en el inconsciente juega todo. Lo único que nosotros podemos manejar es el control del funcionamiento colectivo. Nos dedicamos al plan del partido”.

“Estoy mentalizado en salir a superar a un adversario complejo que nos llevará a una tensión constante. No tengo dudas de eso. Si no nos adueñarnos de la pelota, nos van a hacer correr seguramente.  Queremos sumar para quedarnos con el primer lugar”, agregó el entrenador de la Academia.