Los Blues reforzaron su valla con la llegada del español Kepa Arrizabalaga a cambio de la cláusula de rescisión por una cifra sideral de 80 millones de euros. Con rodaje bajo los tres palos del conjunto de Bilbao, previamente supo alternar por varias instituciones en calidad de cedido y además brilló en las juveniles de España, obteniendo la Euro Sub 19 en 2012.

El arquero, de 23 años y que militó en el cuadro vasco desde su ascenso al plantel de Primera en 2016, llega a Chelsea tras el pago efectuado a horas cierre del libro de pases en Inglaterra y se espera que este jueves esté disponible para el entrenador Maurizio Sarri.

Así las cosas con un arquero de 80 millones de euros en el plantel la titularidad de Arrizabalaga, quien estuvo en la nómina de 23 de la Furia en Rusia 2018, parece juzgada e indicaría la segura partida de Thibaut Courtois a Real Madrid.