Inter de Milán quiere volver a posicionarse como un grande de Italia y cortar una sequía de de seis años sin títulos. Hoy, quinto en la Serie A y a 16 puntos del líder, Juventus, comienza a pensar en los objetivos de la próxima temporada.

El grupo chino Suning, que tiene el 70 por ciento del club, ofrecerá 150 millones de euros para reforzar al equipo en el próximo mercado de pases de verano. Según informó Corriere dello Sport, los Nerazzurri buscarían reforzar la defensa y el ataque.

En defensa interesan: De Vrij (Lazio), Konstantinos Manolas (Roma) y Kalidou Koulibaly (Nápoles), y el brasileño Marquinhos del PSG, por quien ya ha habido un interés en diciembre.

Para reforzar la delantera, buscan el compañero ideal del capitán Mauro Icardi, y al interés firme por Aléxis Sánchez, se suman Antoine Griezmann (Atlético de Madrid), por quién podrían pagar su cláusula de rescisión, Federico Bernardeschi (Fiorentina), Domenico Berardi (Sassuolo), y Luis Muriel y Patrik Schik de la Sampdoria.

Además, después de la eliminación de PSG en manos de Barcelona, el conjunto parisino buscaría una renovación del plantel, y Ángel Di Maria estaría en la mira del Inter para desembarcar en la Serie A.