Manchester City ha renovado uno de los lugares a los que todavía no habían llegado los hinchas: el túnel de vestuarios que conduce al campo de juego del Etihad Stadium.

El pasillo en donde se ubican los jugadores y árbitros, previo a salir al campo de juego, está formado por un muro de cristales. Allí, del otro lado, los aficionados formarán parte del Tunnel Club donde pueden disfrutar en detalle los minutos previos al inicio del partido.

Por 8 mil euros, los hinchas podrán vivir la experiencia por toda la temporada o podrán pagar 330 euros por partido. Además, cuentan con un bar y restaurante de lujo.